Ibero-Amerikanisches Institut
Preussischer Kulturbesitz


Fotomontaje Sala de lectura del IAI




Otras revistas

Algunas revistas se especializaron con éxito en literatura erótica y era frecuente que incluyeran, además, ilustraciones pertinentes. La mayor parte de estas publicaciones tenían un marcado tono humorístico, como por ejemplo La novela picaresca (1918-21), o la revista Medianoche (1926), profusamente ilustrada.

Cinema-Chat (1919) es la única revista dedicada al cine incluida en la colección, y hasta el momento por desgracia solamente con dos números. La misma trae datos biográficos de las estrellas de Hollywood y textos que narran el argumento de largometrajes como si fuera un cuento.

En las primeras décadas del siglo XX el tango y otros estilos musicales locales formaban parte de la cultura teatral argentina. Con frecuencia los autores dramáticos incluían elementos musicales en sus obras, y no hubo pocos poetas que creaban letras de tango. Los cancioneros como La Milonga Popular (1921-22) o Canciones del pueblo (1922) publicaban regularmente las letras de canciones de varios géneros.

Cuando comenzó la radiodifusión, los autores extendieron su campo de actividad al nuevo medio. El antecedente de la telenovela fue la radionovela, también llamada radioteatro. Chispazos de tradición, escrito y dirigido por Andrés González Pulido, ofrecía historias por episodios en forma dramatizada, como El matrero de la luz (21 episodios) o El puñal de los centauros (43 episodios), los cuales se emitían en vivo. El elenco, que gozaba de gran popularidad, realizó giras a lo largo y ancho del país.

Las estrechas relaciones entre el teatro y la radio en la etapa inicial de la radiotelefonía también se pueden observar en el cuadernillo de los Sainetes radiotelefónicos (1933). El actor Tomás Simari tuvo mucho éxito con el personaje cómico de “Nick Vermicelli”, que aparecía en la radio todos los días, de 18:30 a 18:45 horas: „Nick Vermicelli, el famoso detective neosensible, cuyas aventuras emularán los sabuesos del futuro”.

Por su parte, la revista Monólogos populares, de la cual la colección cuenta solamente con un número, publicaba exclusivamente monólogos como “El atorrante: monólogo cómico original” de Emilio Sassenus Houters, o “Cuidado con los automóviles: monólogo de actualidad” de Felix Ileso.

Colibrí: páginas para los niños (1921-32) fue una revista para niños editada por la fábrica de chocolates Águila Saint Hermanos en Buenos Aires y Montevideo, y se podía obtener a cambio de un cupón publicitario que venía en el envoltorio de los chocolatines. Colibrí, caída en el olvido a la sombra de las dos famosas revistas con las que competía, Billiken y PBT, hoy nuevamente está disponible gracias a la digitalización.



2017 || Ibero-Amerikanisches Institut Preussischer Kulturbesitz
http://www.iai.spk-berlin.de/